“El futuro de los niños siempre es hoy. Mañana será tarde” Gabriela Mistral

viernes 16 de octubre, 2015

Hoy es un día de reconocimiento, un día de admiración, un día de tributo a todas y a todos los que eligieron abrazar la profesión de Educar y como cada 16 de octubre, celebramos en Chile, el Día del Profesor.

Y este año, será una conmemoración muy especial, porque además recordaremos los 70 años de la entrega del Premio Nobel a Gabriela Mistral, quien en 1904 comenzó a trabajar como profesora ayudante y seis años después, obtuvo el título oficial de Profesora de Estado, con lo que pudo ejercer la docencia en el nivel secundario. También colaboró con México para diseñar su sistema educacional.

Por eso, hoy quiero homenajear a través de la figura de nuestra gran poetisa, a quienes, al igual que ella, han asumido formalmente la gran responsabilidad de educar, con la vocación de servir en el desarrollo directo de nuestros niños, niñas y jóvenes.

Como Gobierno tenemos la convicción que la calidad de un sistema educacional avanza hasta donde llega la calidad de sus profesores. Si tenemos buenos docentes, podemos tener perfectamente las escuelas que soñamos y la educación de calidad e inclusiva como Chile anhela, porque como decía nuestra Gabriela Mistral: “El futuro de los niños siempre es hoy. Mañana será tarde”.

Sin duda, un profesor es alguien fundamental en la vida de cada uno de nosotros. Son formadores, son guías, son referentes y muchas veces, son amigos. Y si bien, en los tiempos que vivimos los docentes tienen que enfrentar desafíos que en el pasado no debieron sobrellevar, es también cierto que la vocación y las ganas de transmitir conocimientos, son más grandes que cualquier desafío que la vida laboral les pueda presentar.

Y es en esa lógico, que como Gobierno seguiremos trabajando para generar un nuevo trato a nuestros profesores, para poner a la profesión docente en el centro de la Reforma Educacional que nuestro país necesita, a través de una Política Nacional Docente justa y acorde a estos desafíos.

En su día, es para mí un orgullo saludar a cada uno de quienes ejercen esta importante labor, como es transmitir conocimiento, pero no sólo el teórico, porque un profesor prepara a los niños, niñas y jóvenes para la vida.  Quiero agradecer su compromiso, dedicación y profesionalismo en esta hermosa labor de educar…¡FELIZ DÍA A TODAS Y TODOS NUESTROS PROFESORES DE ATACAMA!